Ella vive en un cuento de hadas... en algún lugar muy lejos para que nosotros lo podamos encontrar. Ha olvidado el sabor y el olor del mundo que dejó antes. ‘Todo es porque se rompió ese cristal’, le dije. Las perspectivas eran todas malas, ella está rasgando las alas de las mariposas, con sus pies en el suelo y su cabeza en las nubes. Así que un día él la encontró llorando, revolcándose en el sucio suelo. Su príncipe finalmente vino a salvarla, y el resto ya se puede imaginar. Pero fue un truco, y el reloj dio las 12, así que a asegúrate de construir el castillo, ladrillo por aburrido ladrillo... o los lobos vendrán y la echarán abajo. Así que construyó un mundo de magia y fantasía debido a que su vida real es trágica. Sí, construíste un mundo de magia. Sí, no es real. No puedes verlo con tus ojos, ni sentirlo con tu corazón. Y no lo creeré, aunque sea verdad y puedas verlo con tus ojos. Incluso en la oscuridad... ahí es donde quiero estar, sí.